viernes, 4 de noviembre de 2011

PERDIÓ


Como perfume languideciendo en la piel
al rato de haberla lisonjeado
el amor la fue abandonando
pero en su paso hacia la ausencia
terminó perdiendo muchos más
que su pasajero regocijo
logró quebrar el esplendor
de su propia primavera...

jueves, 3 de noviembre de 2011

PENA PENITA



No era que su
pena fuera buena
era que solo
tenía esa pena
la lloraba
la bendecía
la maldecía
la rescataba
jugando a veces
a ser silente
la despojaba
de risas
la volvía atar
de un hilo
la encabuyaba
la soltaba
al aire
la miraba
de lejos
le sonreía
la rescataba
la acercaba
la acariciaba
luego
la escupía
no era que su
pena fuera buena
era que solo
tenía esa pena...
 
Autor: Luz María  López
© todos los derechos reservados
 
 

miércoles, 19 de octubre de 2011

A PESAR DE MÍ




Resulta siempre…
aunque no  lo pretenda
que voy deslizando mi mirada
hasta donde dueles.

Resulta siempre…
aunque  no lo pretenda
que voy  golpeando tu recuerdo 
con la rabia de saberte
sólo eso, un momento.

Resulta siempre…
aunque  no lo pretenda
que voy  admitiendo que tu
amor  no es nada más que
ese loco instante de ardor.

Resulta siempre…
aunque  no lo pretenda
que arremeto  con el pincel
de los desdenes y voy
deshaciendo los trazos
que alguna vez dibujé
sobre ese lienzo
que  hoy luce tan
polvoriento en una
esquinita cualquiera
de mi corazón,
como si  ya  ni me
importaras...

Resulta siempre…
aunque  no lo pretenda
que voy  volteando la mirada,
sucumbiendo al  pesado
pestañeo  de un recuerdo
que rebelde se atreve a levantar 
el sucio  de esa nube  gris
que  me ha arropado
desde que me  tocaste…

Resulta siempre…
aunque  no lo pretenda
que aún revoletea tu  amor 
luciendo  su mejor brillo,
el de aquellos  días cuando
dulce y amoroso  te antojabas…

Pero siempre resulta…
aunque  no  lo pretenda,
que no perdono  tu voz,
que no  quiero quererte
ni siquiera  en mis recuerdos.

sábado, 15 de octubre de 2011

TIEMPO MUERTO


Sin cielo…

ya no late
el miedo
a encontrarte
en mi camino
ni el sobresalto
arrastra consigo
aquellos punzantes
dejos de dolor
¡no!
Irónicamente,
trepidan ahora
otras locuras
en mi mirada
de palomita
enajenada.

Azul desteñido…


Un gavilán

sin garras
te me antojas
mas he descubierto
que prefiero
escurrirme
entre las raíces
de un abrojo
a morir el
impávido frío
de mis labios
arrimándose
a los
tuyos
una
vez
más…

domingo, 9 de octubre de 2011

LA NOCHE TAMBIEN GIME II........... (MENSAJES EN UNA BOTELLA QUE LANZO AL MAR)


Como la oscura sombra  fantasma que cruza
la negra noche cual el mas fugaz y veloz rayo.
Me he despojado de los matinales laberintos,
las tristes limitaciones de temores y flagelos
que embotellan con fuerza los humanos sentidos;
y esos amorosos instintos perdidos en lo cotidiano,
constreñidos en patíbulos diseñados por los puritanos.

Mía es la sombra oscura que cruza veloz y centellante
la cobijante y querida hermana a la que llaman noche.
Mía es la fiereza encapuchada y cuervos mis plumajes.
Mio el fragor taciturno de estas mis silenciosas pasiones 
que me han hecho ser desde miles de eones uno con la noche.

En la oscuridad de las sombras navego sin hacer algún eco,
voy navegando cual del hado un fantasma de sueño en sueño,
y saltando de abismo en abismo me expandí hasta tu sombra
que desde tu recinto de sueños algo nos impulso a abrir las alas
como si fuéramos un búho, maestro coloquial del nocturno vuelo.

Conozco los caminos de la luna como las quirománticas líneas
que cuentan mi historia del pasado, presente y futuro entre sus surcos.

En la oscuridad, las sombras cobraron vida,  así fue lo que creíste
mientras nívea viajabas colgada entre nimbos, la flor y el poema.

Poemas que tejiste con perlas, colores, luciérnagas y vívidos arcoíris;
espuma y conchas marinas, todas en la perfecta mixtura de tu ombligo,
por que una luz intensa como faro brillaba desde las costas de tu ombligo.

Era la sonora carcajada de libido primitivo que reía aun antes que el universo.
es una fuerza de cohesión y unidad tan inmensa pues sustenta todo lo materno.

Viajabas con una transparencia casi desnuda en tu vestido de blancas sedas:
Eras Cibeles misma en su vestal carruaje esparciendo su fruto fértil en la tierra.

Bella cautivaba tu figura mientras tu cuerpo dormitaba y cabalgaba en el poema.
Mas mi sombra cruzo los acantilados y escalo las altas murallas del castillo,
que separaban mi oscura noche saturnal, de tu noche iluminada de ensoñaciones
de poemas de azul del cielo y nácar, de blancas rosas y las canciones de tu ombligo.

Natural al cazador nocturno es la implacable intrepidez que acecha silenciosa,
natural del cazador nocturno es entrar al blanco ensueño con un mudo anuncio.

Y así conteniendo el aliento, voló un beso cual certero y repentino venablo.
que hirió las linfas sensibles de tu cuello y un segundo todo tu cuerpo sucumbió.

El alucinante hálito dormido con un click ardió y los átomos saltarines, las células
encendidas, en las linfas de un maravillado nervio con un inigualable placer reventó,
junto con la luna, las estrellas y las elípticas galaxias que en ese frenesí también danzaban.

Tus labios de grana saboreaba y de ellos sin reserva porfiado sus besos me robaba
y la fiesta en los pezones de tinte sonrosado con suave trémulos la miel manaban.

Y todo esto era un suceder en un mar sin tiempo y entre sus olas de la eternidad,
una onda elástica y acuosa que surca todo el universo. de su prisión nuestros 
instintos por el mundo cautivos, amablemente entre la espuma de su oleaje liberó.

La fiereza en mi mirada despareció pues solo tu blanca y tersa piel podía ver
y mientras de besos la colmaban mis labios, mi lengua semejante aun caníbal.
simplemente con el sabor de tu turgente y dulce cuerpo languidecido se deleitaba.

Mientras la risa en tu ombligo ya no cesaba y mas parecía que entre aspamos:
gritaba, reía y por momentos sollozaba cual si estuviera envuelta entre torbellinos.

Porque todo se terminaba en aquel mar sin tiempo al llegar la aurora y su rocío matinal,
El sueño se escurría como agua que sin palabras me volvía ya a mi noche saturnal.

Mientras tú seguías en tu blanca ensoñación de perlas y nubes en el poema que viajabas,
con la febril conciencia dentro de ti que la próxima luna que mires brillará feliz y preñada.



En respuesta  a LA NOCHE TAMBIÉN GIME de Luz María López 

From México by Borinquen............
P.D México, en lengua nahuatl, significa en lugar donde se refleja el ombligo de la luna, porque en sus orígenes era un gran lago, por eso escribir sobre ombligos de luna tiene especial sentido para mí........ Espero que sea de tu agrado....
Aten: Antonio Lecter 14 Jul 2011.....
Montreal Canadá.

viernes, 30 de septiembre de 2011

ARDOR


Soñar…
hasta  que el día  anuncie   con su  
vértigo de soledades que la taciturna noche
arremetió salivando embrujos  en los cristales
de  centenares de estrellas que  cómplices  
encarcelan  el secreto  de algún rostro
que se transfiguró en  indomable latido  
en  el  torrente  de alguna irradiación.

Soñar…
¡y qué  importa!  
si la noche siempre ha sido
cómplice de la fatiga  de una seducción,
por eso duelen tantos besos robados a instancias
que  jamás amanecieron  dulce en el roce
de  los labios jugando al  amor.

Soñar…
con el  certero abismo  de un delirio  
que pulsante y húmedo arremete 
en las  entrañas que  alucinantes
se van  desvistiendo,  mujer en floración,  
fibra de infierno  luciendo  destellos hurtados
al cielo de un dios,  del  yagrumo la  flor.

Soñar…
que  puede  ser  jadeante afrodita   
ardiente y matizada  ráfaga pululando ardor
febril delirio su  imaginación
centellea a gritos  su  rojo tormento
el  grito de amor…


Autor: Luz María  López
© todos los derechos reservados

lunes, 26 de septiembre de 2011

LACRIMOSA

Sucede a veces...
que una se procura un gramo de locura
y la lágrima
batalla su rumbo hasta la mejilla.

Pero sublime y generosa siempre,
logra guardar en sus cristales
los latidos que pulsaron
fuego y azúcar por las venas..
Eso no lo borra un llanto,
sea en tu iris o en el polvoriento suelo
que pise al desplomarse
por el peso de su propia angustia..

JAR OF HEARTS

Lo sé
pero igual me alejo
ahora soy libre, “amor”
sigue llenando tu frasco de corazones
a la larga, feliz nunca te hará
porque……………………
el fuego de mis labios no lo quiero ahí
entre tantas bocas enredado,
ya la tuya ni me sabe a ti.

sábado, 24 de septiembre de 2011

FLOR DE GIRASOL


Tímida se va entregando
jugando a ser desnuda y candorosa
como la hermosa flor de un campechano girasol
ataviada con tentadores destellos, bonita se asoma
ofrenda sus pétalos ruborizados de magno amor
la pureza en matices de cielos con besos de ámbar
suspirados en su corola por algún enamorado dios
mimada siempre por el gentil soplo de la brisa
dulcemente seduce la alborada del sol
son tímidos los abrazos de su alma
mas rendidos ante los rayos de la
incandescente luz que adora,
mira desde sus pestañas
y se van transformando
en dulce y mágica
luz de pasión
todo el amor
en amarillos
sedientos
de calor.
 
Autor: Luz María  López
© todos los derechos reservados

 

SEÑOR


No acepto toques a mi puerta
y mucho menos si nunca tuvo
la vergüenza de decir “me voy”
hipócrita fue su partida
eso no se hace, traidor
el respeto, por si no lo sabe,
es cosa de hombres con valor,
usted no tiene talla de señor.

¿Mujer que llora mal de amores?
¡que va! no soy
de nada vale un estúpido quebranto
por eso, ninguna lágrima mía
le va a extrañar jamás,
mi orgullo no lo lacero
muy bien que usted lo sabe,
señor.

Circule por donde mismo hirió
que no le ocupe ni la idea
de un rezagado adiós
ya volteé mi mirada
¡no me importa usted!
ya no es conmigo
le abandoné en mi corazón,
señor.

Aléjese con sus delirios
de ningún modo alargue la mano
hasta donde estoy,
no estoy, se lo aseguro
al menos para usted no,
señor.

Feliz me late la mirada
sin el recuerdo
de sus falsedades
por donde aparezca,
lo negará mi corazón
que no hay perdón
la mentira sólo
la perdona un dios,
señor.

El silencio de mis labios
no lo guardo por dos
sucede que al fin respiro
la paz de su desamor,
señor.

El respeto, por si no lo sabe,
es cosa de personas con valor
viva feliz con sus euforias
algún día verá que toda decisión
tiene un recoveco en el infierno
por donde entran todos
los que no tienen perdón,
señor.

jueves, 22 de septiembre de 2011

PENUMBRA


Porque hay agujeros en el alma
por donde se derrama la voz
porque gime su recorrido
por el pecho henchido
de tantas agonías
de tantas afonías
que dejó un desamor
trémula lucha la luz
que silente entra
por la puerta de la fría noche
que luto sabe guardar
sin estrellas ni luciérnagas
silente entra porque teme
que tu herida mano
le cierre el paso a zarpazos
la ahogue en la fútil condena
que fieramente abraza
un gran dolor...




Autor: Luz María  López
© todos los derechos reservados